Lo que dejo atrás

Lo que dejo atrás
caminar

También Sígueme en

  • El narrador - Verónica rompe en llanto de desesperación, las semanas ya le han parecido años encerrada en ese lugar pese a sus caminatas, pese a que le permiten estar ...
    Hace 1 año
  • Intermedio - ::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::: El desamor como principio básico de mi existencia, o de la Existencia, así...
    Hace 1 año

lunes, 22 de febrero de 2010

Rapport




La cabeza me zumbaba terriblemente y sentía gran presión, en cualquier momento, fantaseaba, vería mi cráneo estallar en pedazos esparciéndose por el aire con tal fuerza que se clavarían en las paredes y decorarían el salón con manchas grises y rojinegras – de todos modos algo le hace falta a estas paredes tan blancas y estos malditos cristales polarizados (en blanco para que entre luz), maldito salón que te aísla no sólo del ruido sino de cualquier tipo de contacto humano –pensaba y pensaba y entre más lo hacía la presión en mi cabeza era más fuerte, cuándo acabará ya de hablar…

Al frente un pizarrón (para variar blanco), detrás el gran cristal reflejante que me indica que detrás hay al menos otras dos personas observando y yo que no puedo dejar de pensar –en qué piensas –pregunta la figura amorfa y borrosa que decidió que lo mejor era sentarse frente a mí para poder leer en mi rostro todo lo que no puedo decirle con palabras, me observa y me observa todo el tiempo y siento sus ojos queriendo taladrar mi cuerpo como si por dentro algo tuviera que encontrar y al hacerlo se llenara de felicidad y entonces se siente grande y superior. Pero dentro no tengo más que tripas y otros órganos vitales no menos agradables, y entonces sigo pensando qué carajos gana con mirarme de esa forma, porque no mejor me saca un estudio de esos que parecen fotos en donde se ven los huesos sin carne y todo es negro, por alguna razón siempre he creído que esas fotos son muy ciertas y que a pesar de que vemos la sangre roja cuando nos cortamos, en realidad todo por dentro es negro con algunas tonalidades grises.

-Parece que te has ido a otra parte, tu mente flota y no mantiene su atención aquí donde estamos. – de nuevo con sus tonterías, no sé como siempre puede explicar que lo estoy mandando al carajo con palabras tan pomposas, qué el mensaje no es claro: me vale madres tus pendejos comentarios de si utilizo la disociación para protegerme del mundo malo que creo que me rodea o que si proyecto en él al objeto malo viviéndolo persecutorio. Me parece tan estúpido que me quiera…la verdad ni sé que quiere, pero él es el primero en dividirme cuando separa mi mente de mi cuerpo, del aquí y ahora y la manda a flotar a no sé donde, en fin, la manecilla de los minutos ya casi llega al 12.

-Creo que hemos avanzado mucho, a pesar de tu silencio de hoy. De cierta manera creo que has optado por retarme y quedándote callada me pones a prueba, qué tan paciente puedo ser y si soy capaz de aceptarte, me pones a prueba para ver si puedes confiar, ten por seguro que vamos a seguir trabajando durante 15 sesiones más, tu silencio no será tu protección entonces, si quieres librarte de mí deberás ser más cooperativa, podemos pasarnos las siguientes sesiones en completo silencio, pero al final mi reporte dirá que aún necesitas la atención, tú decides, piénsalo y nos vemos pasado mañana.

-Bien…,mmm, me ha hecho reflexionar bastante la mancha que tiene en su escritorio, es similar a la que había visto en aquel diván la sesión pasada y que por dicha mancha me negó el placer de recostarme, usted dijo que era para que no me durmiera ya que suelo no mantener la atención, haciendo memoria recuerdo que también la sesión pasada la paciente que vi salir era la misma de hoy y también iba algo ruborizada del rostro y se le notaba que se había recogido el cabello en una cola rápidamente sin pasarle cepillo, hasta ahora caí en cuenta del porqué…y usted se ha perfumado bastante, sin embargo la sesión ya terminó, lo hablaremos en la próxima. Buenas tardes doctor. –maldito imbécil, seguro la siguiente sesión me transfiere…

2 comentarios:

HADALUNA dijo...

Llevo un tiempo un poco desconectada del mundo bloguero, pero a pesar de eso no puedo dejar de pasarme hoy por tu rinconcito.

Besitos dulces.

Desvanecerse dijo...

Todos disociamos en la percepción, porque no nos dejan ir mas lejos del nombre de las cosas que ellos han nombrado.

Nosotros tenemos otras formas de llamarlos.

Besotes